Icon tools.png
¡Anímate a colaborar en Vikidia, créate una cuenta!
Si lo haces, tendrás muchos beneficios.
Icon tools.png

Vagina

De Vikidia
Saltar a: navegación, buscar
Dibujo esquemático de los órganos reproductores femeninos. Vista frontal.

La vagina es un órgano muscular que forma parte del sistema reproductor femenino. A continuación, se describirá sus características en el ser humano.

Estructura

A menudo, se cree que la vagina es únicamente el "agujero" que se ve externamente llamado orificio vaginal o, en otros casos, se supone que son todos los órganos externos del sistema reproductor femenino (es decir, la vulva). En realidad, la vagina es un tubo muscular que se encuentra dentro del cuerpo y no es visible desde afuera.

Sus paredes son elásticas hasta tal punto que pueden abrirse lo suficiente como para dejar que pase el bebé para nacer al momento del parto.

Himen

En el orificio vaginal, existe una pequeña membrana que cubre parcialmente la entrada a la vagina llamado hímen. Este tejido suele romperse con la primera relación sexual y ocasionar un pequeñísimo sangrado. Esto es completamente normal, y puede causar dolor o puede no causar dolor alguno. También cabe aclarar que los hímenes tienen distintas formas e incluso en algunos casos no lo hay. Tampoco se rompe siempre durante la primera relación sexual: puede romperse antes por cualquier otro motivo o directamente no romperse durante el primer coito. Por consiguiente, también es mentira que la primera vez siempre sangra. Teniendo en cuenta esto último, es completamente incierta la afirmación popular de que si una mujer no sangra en la primera relación sexual, no es vírgen (es decir, que ha tenido relaciones sexuales anteriormente).

Función

La vagina posee tres funciones básicas muy importantes:

  1. alojar al pene durante el coito: durante una relación sexual, el pene entrará una y otra vez en la vagina rozando contra sus paredes. Esto provocará la eyaculación y allí será donde desemboque el semen.
  2. transportar la menstruación hacia el exterior: durante la regla, la sangre y los restos del endometrio y el óvulo degenerados pasarán del útero a la vagina y desde aquí al exterior.
  3. permitir la salida del bebé en el parto: al momento del parto, normalmente hay glándulas en el cuerpo que liberan hormonas que hacen que tanto el orificio vaginal como la vagina se dilaten y esto permita el nacimiento del bebé. A veces esto no sucede exitosamente y debe hacerse una incisión en el abdómen. Esto se llama cesárea.

Secreciones vaginales

Durante la ovulación, se liberan sustancias llamadas secreciones o flujo vaginal. Esto hace que las mujeres puedan sentir los genitales húmedos o encontrar manchas blanquecinas en su ropa interior. Esto es completamente normal: algunas mujeres tienen secreciones abundantes, mientras que otras tienen muy pocas o no tienen.

También se liberan estas sustancias con la excitación sexual para lubricar y así facilitar el movimiento del pene durante el coito, si es que lo hubiera. Sin embargo, el hecho de que se segreguen estas sustancias no significa que deban tenerse relaciones sexuales, sino que es un acto reflejo del cuerpo por si acaso.

Para que estas secreciones no ocasionen mal olor, basta con lavarse periódicamente con agua y jabón los genitales externos. De ningún modo deben usarse productos irritantes, perfumes, etc. en la vagina ya que puede provocar ardor, irritación e infección.

Véase también